octubre 22, 2012

¿Los cubanos seremos descendientes de los "atlantes"?


El cubano, por tradición, es una persona orgullosa, altiva. En nuestras maneras, en nuestra forma de enfrentarnos a las situaciones más adversas, en la visión que de la vida tenemos, se observa algo diferente al resto de los humanos. ¿Será que somos descendientes de humanos antiguos, poderosos, quizás algo extintos o –si podemos darle el epíteto- míticos?
Y para confirmar mis suposiciones, y para que mis lectores no me tomen por un loco exegeta, un grupo de científicos canadienses acaba de descubrir por estos días una antigua ciudad sumergida en el llamado Triángulo de las Bermudas, en un área muy cercana al mar del oriente de Cuba.

Un reportaje, transmitido por la cadena RusaToday, indica que la antigua ciudad se localiza a unos 700 metros de profundidad y que sus edificaciones mantienen un buen estado, lo que constituye un reto para la ciencia. En otro medio de prensa se informa que en el lugar se ven construcciones monumentales, entre ellas, cuatro pirámides gigantes, una de ellas de cristal, así como una esfinge y varios monolitos grabados. Esto puede poner a pensar al más escéptico, y lanza sobre el tapete una vez más el llevado y traído tema de la existencia de la Atlántida, supuesto continente que desapareció en el mar y que fue descrito por vez primera por el filósofo Platón en la antigua Grecia.
Los investigadores, encabezados por los expertos Paul Weinzweig y Pauline Zalitzki declararon a la cadena rusa: "Es asombroso. Lo que observamos en las imágenes en alta resolución del sonar son llanuras interminables de arena blanca y en el medio de esta bella arena se aprecian claramente diseños arquitectónicos hechos por el hombre. Es como cuando sobrevuelas un proyecto urbano en avión y ves las autopistas, túneles y edificios", y agregaron después que el complejo pertenece a un período preclásico de la historia del Caribe y de América Central, poblado por "una civilización avanzada, similar a la cultura de Teotihuacán".